Inicio > Tendencias en Arquitectura de Vivienda

Tendencias en Arquitectura de Vivienda

SEP 2017

La arquitectura moderna a través de sus diferentes movimientos ha marcado grandes hitos sobre los cuales muchas generaciones de arquitectos se han inspirado para producir su trabajo, cabe resaltar algunas muy reconocidas como el Deconstructivismo que rompe funciones y formas con cierto caos geométrico (Exponente: Peter Eisenman), el Minimalismo “menos es más” con sus planos lisos, colores blancos, formas simples,  (Exponente Ludwig Mies Van der Rohe) o el High Tech que se apoya en la alta tecnología para expresar su imagen, es el afán por enseñar las estructuras, el acero, el vidrio, el concreto, y mostrarlas como parte estética de la edificación (Exponentes: Renzo Piano, Richard Rogers).

Podemos afirmar que en la actualidad las tendencias en la arquitectura de vivienda están muy ligadas con las nuevas tecnologías, aprovechándolas al máximo para crear edificaciones sustentables, ecológicas, bioclimáticas, eficientes energéticamente (paneles solares), con mínimo impacto en la huella de carbono (adecuada utilización de materiales del entorno, y de origen natural u orgánicos, y correcta disposición de desechos de construcción), fachadas y azoteas verdes, sistemas de captación de agua pluvial y aprovechamiento de aguas grises para utilizarlas en riego; utilización de la domótica (automatización y sistematización de funciones diversas en el interior, como luces, cortinas, electrodomésticos, desde un panel en la vivienda, o incluso desde el computador o el teléfono móvil); servicios de lavandería en las mismas unidades de vivienda; clasificación y compactación de residuos sólidos, para disminuir el impacto en el ambiente; etc.

En el caso del exterior, además de la función estética, observamos cada vez más un mayor aprovechamiento de la superficie de fachadas para poner elementos o sistemas que permitan a las edificaciones ser más auto-sustentables (Iluminación natural eficiente en los espacios habitables). En cuestión de interiores, encontramos un mayor énfasis en sistemas térmicos y acústicos que permitan disfrutar de una mayor calidad del espacio, predominan los espacios abiertos en la zona social de la vivienda: cocina, comedor, salón-biblioteca, y balcón, todo abierto en una misma estancia, en equilibrio con una nueva forma de vida.

En cuanto a materiales, en la parte externa, la preferencia es captar mayor luz, se trata de manejar ventanas más amplias en fachadas y colores claros (predominando el blanco), con acentos en menor proporción de colores contrastantes. En la parte interna, en estratos medio-altos, pisos en vinilos imitación textura de maderas resistentes a la humedad, enchapes puntuales de algunas paredes en materiales texturizados tipo piedra, o en papeles de colgadura modernos; mesones de cocina y baños en diferentes tipos de resinas con acabados similares a las piedras y/o mármoles, pero con mayor resistencia al calor y la abrasión (Quartz Stone, Staron, Corian, Silestone, etc.); aunque no dejan de utilizarse y ser importantes, los materiales naturales como el mármol y el granito. En el caso de las carpinterías, se busca reemplazar el uso de maderas por materiales como el corcho o aglomerados, que se renuevan más rápidamente, sin embargo en caso de utilizar maderas, estas deberán ser certificadas y obtenidas de bosques reforestados.

Finalmente, la tendencia en cuanto a áreas de la vivienda se refiere es a reducir  y hacer más eficientes los espacios, atendiendo a las presiones del costo de la tierra y los insumos de construcción, además del cumplimiento obligatorio de normativas varias, que tienen que ver con la vivienda sostenible, y la Norma NSR-10 (en sus componentes estructural, red de incendios, y seguridad humana), que implican una suma de inversiones mínimas, lo cual conlleva al incremento del precio por metro cuadrado ofrecido al mercado.

28 de septiembre de 2017


Califica este artículo

0
Veces compartido en Facebook